miércoles

DE ROJO Y VERDE
En el día de los inocentes se amanece con las fuentes urbanas repletas de espuma de jabón y posibles noticias falsas en los medios que se suman a la fiesta

Desde el 8 de diciembre el espíritu navideño empieza a invadir la vida en España. Calles con techos de luces, centros comerciales decorados con dorados, rojos y verdes y la invasión de productos en la publicidad, en especial los juguetes, son algunos de los fenómenos que se experimentan en esta época. Sin embargo, las buenas tradiciones nunca mueren.

Para muchos estudiantes extranjeros asentados en Madrid las diversas celebraciones que se suceden en el mes de diciembre son toda una sorpresa. Principalmente porque este año disfrutaron junto a los españoles de casi una semana libre a principios de mes. Primero fue el Día de la Constitución Española el 6 de diciembre, luego la festividad de la Inmaculada Concepción el 8 de diciembre mientras que el 7 se da libre en los centros educativos para un buen puente.

Sin embargo, esto es sólo preludio de lo que vendrá en las fiestas. La Navidad no se considera inicada hasta que sucede el tradicional Sorteo Extraordinario de la Lotería de Navidad. Es el 22 de diciembre. La televisión y radio emiten el sorteo durante cinco horas mientras el tiempo parece ir más despacio. En los bares, fábricas, casas y oficinas, millones de personas agudizan el oído mientras los niños del Colegio San Idelfonso de Madrid cantan los números ganadores. Ya las fiestas navideñas se dan por iniciadas.

Un 24 diciembre conocido
Las tradiciones que se desarrollan durante la Nochebuena no difieren demasiado con la de otros países de tradición católica. Se suele montar el pesebre con pequeñas figuras, aunque algunas familias latinoamericanas tienen por costumbre no colocar al niño Jesús hasta las doce del 24 ya que es entonces cuando nace.

Según el Ministerio de Educación y Ciencia, esta tradición se inició en el siglo XIII. Fue Francisco de Asís el autor cuando celebró la misa de Nochebuena de 1223 en un escenario que el mismo instaló: colocó un pesebre dentro de una cueva y puso una imagen del Niño Jesús, un buey y una mula vivos junto a ella.

Esta tradición llega a España en manos del monarca Carlos III, quien la importó desde Nápoles en el siglo XVIII.

Como en las películas norteamericanas, donde niños y coros iban de casa en casa a cantar villancicos, en España también se solían llevar a cabo. Lo hacían con pandereta y zambomba en mano mientras recibían unas monedas o dulces típicos de estas fechas: turrón o una figurita de mazapán (recuerdan a la tradición de Halloween) Sin embargo, cantar estas canciones navideñas está cayendo en desuso.

La llamada "Misa del Gallo" se lleva a cabo en la noche del 24 celebrando la natividad del niño. Según dice la tradición, su nombre se debe a que fue el gallo el primer animal que fue testigo del nacimiento del niño Dios anunciándolo enseguida al mundo. Era habitual que se acudiera a esta misa en familia, incluso para algunos es preludio de la llegada de los regalos.


Una cena especial
En España, la gastronomía es extremadamente rica. En cada región posee platos típicos que se preparan en las festividades para reunir a familiares y amigos. Resultado de las invasiones y colonizaciones de la península en el pasado, la gastronomía está basada en la tradición mditerránea.

Algunos de las comidas típicas de navidad están los buñuelos, las torrijas, dulces, pastas, turrones y mazapanes, frutos secos y frescas, etc. También, en esta cena de Nochebuena se suele comer como plato fuerte lechón al horno, cordero o (por supuesto) el pavo, acompañados o no por ensalada. Sin embargo, se puede comer pescado (el besugo al horno) o marisco (langosta, bogavantes, etc.)

Después, aparecen los dulces, mazapanes de Toledo, peladillas, frutas cubiertas, cocadas, fruta escarchada, flanes y los imprescindibles turrones de Alicante, entre otras muchas viandas.


Las inocentadas
Quizás una de las celebraciones españolas que más llamen la atención es la del 28 de dciembre. En esta fecha se recuerda la matanza de niños cometida por el rey Herodes en Judea y que se conoce por las tomaduras de pelo y las bromas.

Ciertamente el Día de los Inocentes se festeja en distintas partes del mundo en el que las fuentes urbanas pueden aparecer repletas de espuma de jabón y los medios publicar noticias imposibles.
Noticias como que Florentino Pérez ficha a Fernando Alonso, o que el presidente de Madrid darás las uvas con la Beckham eran algunas de las bromas difundidas en el 2005.

Sin embargo, esta participación de los medios de comunicación en el Día de los Inocentes noes única de España. Imagínense leer en la prensa que el presidente norteamericano George W. Bush se reunió con Bin Laden, o que Chávez anunció la invasión de Estados Unidos. Fueron algunas de las noticias falsas y algunas imposibles según el sentido común, fueron publicadas en un diario Colombiano y en la página electrónica del diario mexicano Reforma según señala la página web de IBLNEWS.


La nochevieja
Después de cenar con amigos y familia, millones de españoles, como en otras partes del mundo, se toman las doce uvas de la suerte con cada campanada de los grandes relojes de ciudades y pueblos.

Ese 31 de diciembre, muchos deciden reunirse en la Plaza de España para recibir el nuevo año en una gran celebración. Después se suele disfrutar de la noche en una fiesta con baile denominada cotillón. Además, se suele brindar con Cava.

Es en estos primero días del nuevo año cuando se suelen comprar los regalos a familiares y amigos a diferencia de la extendida tradición en América donde es el 24 cuando se regala. La tradición del viejo y gordo Santa Clause o Papá Noel sin embargo, se ha adoptado en España gracias a la influencia de los medios, en especial, de la televisión.

Lo que se suele celebrar como día de intercambio de regalos es el 6 de enero. El día anterior se representa la llegada de los Reyes Magos mediante una cabalgata en distintas partes de la ciudad donde los espectadores reciben caramelos. Es entonces cuando los pequeños dejan el un lugar visible o en el balcón sus zapatos, y se van a dormir soñando con lo que encontrarán al día siguiente.

Esa mañana del 6 de enero se desayuna con el típico Roscón de Reyes. Se trata de un bollo de masa fina con forma de anillo. Algunas están decoradas con frutas escarchadas simbolizando las joyas que trajeron los Magos de Oriente al niños Jesús, mientras que otras tienen azúcar en el tope... Lo importante de este pastel es que esconde una pequeña sorpresa, y a quien le toque, será coronado rey de la casa. Sin embargo, esta tradición tiene una variante. Hay veces que el pastel tiene una pequeña figurita para la persona que será coronada y una moneda envuelta en papel para aquél que debe pagar por el roscón el año que viene.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal